22/11/10

Soy emprendedor y mis herramientas son…

Andreína es una profesional de la comunicación social que disfruta su actividad como Directora de Cuentas de una importante agencia de publicidad. Sin embargo, siente que le hace falta algo más, anhela tener algún día su propia agencia, y aplicar allí todo lo aprendido hasta ahora. Antes de dar ese paso, quiere asegurarse de contar con las herramientas necesarias para aumentar sus posibilidades de éxito.

El nuevo emprendedor debería tomar tiempo para definir sus metas personales y profesionales y, en la medida en que éstas sean compatibles entre si y con sus valores y principios, sabrá que va en la vía correcta. Constantemente se pregunta como será su empresa y cuales capacidades quisiera desarrollar. Está consciente de la necesidad de capacitarse para adquirir habilidades que le sean útiles en el manejo de su compañía.

El emprendedor comprende la importancia de la elaboración de un Plan de Negocios como paso previo a la apertura de la empresa para conocer en detalle la infraestructura existente, las características del producto, los clientes potenciales, el recurso humano a requerir y el financiamiento necesario. Además, está consciente de que un buen plan de negocios es indispensable para encontrar inversionistas o financiamiento.

Andreína desea que su emprendimiento le brinde satisfacciones personales y profesionales, y que además, genere ingresos suficientes para vivir con comodidad e incrementar su patrimonio. Por este motivo, se asegura de que el hábito de planificar forme parte de su vida diaria, ya que sabe que esta herramienta, si bien no la librará de situaciones difíciles le permitirá atenuar su impacto en la organización.

El emprendedor sabe que requiere de fortalezas personales que le serán de gran ayuda, sobre todo en los momentos dificultosos. Saca a relucir su fuerza de voluntad para vencer obstáculos y su perseverancia para alcanzar sus objetivos. Cree en si mismo y en las bondades de su producto, comprende que el camino está lleno de trabas y que los problemas son oportunidades para mejorar.

Los emprendedores procuran rodearse de personas que crean en sus sueños y estén dispuestas a acompañarlos en su realización. Algunas veces son familiares, otras, son amigos o conocidos. Andreína se siente afortunada de contar con el apoyo de su esposo quien comparte su entusiasmo y su socia, tan convencida como ella de las posibilidades de lograr una buena ubicación en el mercado con esta nueva empresa.

isabel.idarraga@gmail.com
Sígueme en Twitter @isabelidarraga
http://primicias24.com/nacionales/isabel-idarraga-tarjeta-de-credito-%E2%80%9Cte-quiero-no-te-quiero%E2%80%9D/

Tarjeta de crédito: te quiero, no te quiero

Emilia, luego de haber arriesgado su estabilidad financiera como consecuencia de su afán por comprar todo lo que le provocaba sin poner límite alguno, está trabajando intensamente en el aprendizaje de nuevos hábitos de consumo. Marisol, como su mentora, le ha pedido que evalúe la forma en que hacia compras con sus tarjetas de crédito y la preparación de una nueva propuesta para su utilización.

Las tarjetas de crédito son instrumentos financieros que permiten facilitar pagos regulares, como servicios y el colegio de los niños. Son de gran ayuda en casos de emergencias o gastos inesperados como la reposición de unos nuevos anteojos ante la rotura de los que estábamos usando y sirven como referencias bancarias. No son dinero en efectivo, sino préstamos bancarios que generan cargos por comisiones e intereses.

Todo usuario serio conoce sus fechas de corte y procura utilizar las tarjetas a partir del día siguiente del mismo para contar con más tiempo de financiamiento. Y, si realiza el pago correspondiente al mes con cheques de otros bancos, se cuida de hacerlo con suficiente anticipación para mantenerse dentro de los límites de tiempo establecidos por la entidad financiera.

Emilia reflexiona acerca del uso que le daba a sus múltiples tarjetas, llevándolas todas al máximo de sus líneas de crédito. Se veía obligada a destinar buena parte de sus ingresos al cumplimiento, a duras penas, del pago mínimo para no entrar en moratoria. Reconoce que, al igual que con el dinero, el uso de este instrumento debe hacerse para gastos que puedan pagarse mensualmente o para cubrir imprevistos.

La revisión mensual del estado de cuenta es una asignatura que permite al titular conocer como usó la tarjeta de crédito, el monto de la deuda, el importe de los intereses por financiamiento y verificar si el consumo del mes es, por lo menos, igual al de la cuota pagada. Si el objetivo es lograr la disminución de la deuda, el pago mínimo no debería ser inferior a la cuota minima más los intereses de financiamiento

Emilia ha decidido domiciliar los pagos de servicios en una sola tarjeta y ha incluido su importe en su presupuesto mensual para pagar todos los meses el respectivo consumo. Ha guardado otras y ha solicitado la anulación de las que no necesita, con lo que se ahorra los gastos de mantenimiento y evita caer en tentación de compras superfluas. Lista su tarea, muestra a Marisol su nueva forma de usar las tarjetas de crédito.

isabel.idarraga@gmail.com
Sígueme en Twitter @isabelidarraga
http://finanzaspersonalesalinstante.blogspot.com/

9/11/10

Llega el fin de año y van a pagar Utilidades

“Este año se fue volando” me dijo mi mamá esta semana. Esta expresión se escucha con frecuencia a medida que se acerca el fin de año. Para muchos es motivo de alegría la inminencia del pago de las utilidades o aguinaldos al pensar en lo que harán con ese dinero. Los más sabios, planifican cuidadosamente, con suficiente anticipación, que uso darle para obtener un beneficio que perdure en el tiempo.

Se ha dicho mucho acerca de las prioridades a considerar en el momento de recibir las utilidades, especialmente en los últimos años, en los que se han convertido en la única entrada importante de efectivo, adicional al ingreso mensual. Esto es así porque se han reducido las bonificaciones por desempeño o resultados de gestión, producto de la crisis económica que ha venido afectando los salarios.

Sin duda, la actividad más importante para utilizar eficientemente los aguinaldos, es la Planificación. Esta comprende varias tareas que, en la medida en que se incorporan a nuestros hábitos financieros, se convierten en grandes aliados cuando queremos usar nuestros recursos con la esperanza de obtener retornos interesantes, aún en medio de una recesión económica.

El primer paso es la elaboración de una lista de lo que queremos y lo que deseamos, recordando que el ahorro debe estar siempre en primer lugar. Luego, evaluamos cuales alternativas agregan más valor a nuestras vidas. El deseo de una lavadora nueva que sustituya a una que está en muy buen estado, probablemente no sea tan útil como un equipo de aire acondicionado que brinde confort a nuestro descanso.

Una vez establecidos nuestros objetivos, asignamos cantidades de dinero a cada uno. Aquí nos daremos cuenta, en la mayoría de los casos, que los fondos son insuficientes, por lo que tendremos que hacer una nueva revisión para ajustarnos a la cantidad que recibiremos. Completada esta tarea, tenemos el presupuesto listo y procedemos a ubicar las mejores ofertas del mercado para hacer compras inteligentes.

Y, al recibir las utilidades, ejecutamos la segunda actividad más importante, la acción. Hagamos las compras o inversiones planificadas tan pronto como sea posible, para evitar caer en tentaciones que después nos harán lamentarnos. Imaginemos la sensación de satisfacción cuando, al terminar la época navideña, comprobemos que hemos cumplido con los objetivos establecidos para el uso de nuestros aguinaldos.


isabel.idarraga@gmail.com
Sígueme en Twitter @isabelidarraga
http://finanzaspersonalesalinstante.blogspot.com/

4/11/10

El microcrédito y su impacto en la comunidad

Miguel y Raúl regresan a sus casas luego de participar en un torneo de fútbol intercolegial, conversan acerca de la charla que recientemente escucharon de parte de uno de los representantes, en sus reuniones mensuales con los alumnos. El tema en cuestión es el Microcrédito, una alternativa crediticia para personas de escasos recursos que ha logrado cambiar la vida de muchos individuos en países en vías de desarrollo.

El Microcrédito es un préstamo para personas que no cuentan con suficientes ingresos para optar a un crédito tradicional. Ha alcanzado renombre gracias a la labor del economista Mohammad Yunus, creador del Grameen Bank en Bangladesh, cuyo fin es “extender pequeños créditos a gente muy pobre, con proyectos de auto empleo, que generan ingresos que permiten hacerse cargo de las necesidades personales y familiares del prestatario”
Para conocer más, ambos jóvenes investigan en Internet y descubren que la idea de Yunus surge después de haber realizado un estudio del comportamiento de la sociedad de su país. A partir de su acción, ha aparecido una serie de bancos que están cambiando las comunidades en las que actúan, con un carácter local, y un gran conocimiento tanto de los residentes como de la sociedad en la que habitan.
Las instituciones microfinancieras otorgan capitales para el desarrollo de negocios personales y familiares y son un medio para enfrentar la pobreza y el hambre. Estos pequeños préstamos pueden mejorar considerablemente la existencia de los beneficiarios. Actualmente, alrededor del mundo, cerca de 150 millones de personas usan la microfinanciación, siendo la inversión total de 60 mil millones de dólares.

Un microcrédito puede generar un impacto positivo para un grupo familiar y una comunidad, al permitir el inicio de un negocio propio, la obtención de más ingresos y la acumulación de capital. Puede ser la oportunidad para superar los grandes esfuerzos realizados para sobrevivir, contar con una mejor alimentación, vivienda, salud y educación para los hijos, en fin, una mejoría en el nivel de vida sus beneficiarios.

Después de esta investigación, Miguel le comenta a Raúl que ha visto un banco que otorga microcréditos y lo invita a visitarlo para conocer acerca de su funcionamiento y la forma en que una persona puede acceder a sus servicios. Consideran que difundir la existencia de este tipo de financiamiento es el tema que estaban buscando para su proyecto de labor social de este año escolar.


isabel.idarraga@gmail.com
Sígueme en Twitter @isabelidarraga